Recepción en la Almudaina con cánticos a favor y en contra de los reyes