Rato y su hermana recibieron 1,3 millones de origen desconocido a través de su naviera