La Puerta del Sol vuelve a ser un foro de debate político