Podemos y Aznar se verán las caras en los tribunales