Pedro Sánchez, un secretario general forjado "partido a partido"