El PSOE critica las "líneas rojas" que están traspasando algunas comunidades para reducir el déficit