El PSOE se abre a la participación de todos los afiliados en la elección de su líder