El PSOE fija la política de pactos, con Susana Díaz pidiendo prudencia