Rajoy: "El discurso del enfrentamiento, del reproche y del victimismo no tiene sentido"