Rajoy califica la situación en Cataluña de "demencial"