Manifestaciones de españolistas y antifascistas tensan el ambiente en Barcelona