El clan Pujol planeó con sus abogados la estrategia para defenderse ante los tribunales