Los islamistas detenidos en España, "lobos solitarios"