El Gobierno estudia emprender acciones legales tras permitir a Comín delegar el voto