El norte español continúa en alerta roja