Rajoy lamenta la elección de tecnócratas para presidir Italia y Grecia