La trama fraudulenta del AVE a Barcelona habría malversado 6 millones de euros