Díaz Ferrán y Ángel de Cabo piden que se eliminen o rebajen sus fianzas