El Congreso se ha gastado 2,59 millones de euros en los viajes de los diputados