Rajoy prevé un debate 'tres contra uno' y se prepara con su equipo más cercano