Los trabajadores de SNIACE dan la espalda al alcalde de Torrelavega