El BCE sitúa los tipos en el mínimo histórico del 0,15%