Los chipriotas vuelven a hacer cola en los cajeros