El Tesoro coloca más del máximo previsto pero a precios más altos