El Santander ganó 2.205 millones en 2012, un 59% menos