Ausbanc cobraba en publicidad el silencio de la asociación