Rosell aboga por seguir "relajando" los derechos de los trabajadores fijos