Las bolsas chinas retoman los descensos y cierran con caídas superiores al 5%