El Tesoro se acerca al máximo previsto en la subasta de bonos, pero al precio más alto desde 1997