Volkswagen, imputada como persona jurídica por el caso del software