Rubalcaba acusa al Gobierno de presentar un “presupuesto muerto” que “no se cree nadie”