Un perro adopta a una gata abandonada y se vuelven inseparables