Descubren un templo de hace 400 años por la ausencia de lluvias