Con tres años, un prodigio de la batería que toca con una orquesta sinfónica