Rosa López, indignada por una publicidad que utiliza su imagen sin permiso