'Noé' espera 'un diluvio' de espectadores