Mónica Bellucci recibe de manos de John Malkovich el premio Donostia