Dos detenidos por robar una superproducción inédita en 3D narrada por Woody Allen