Las autoridades indias comunican a la Embajada española que el cadáver hallado no es el de Lourdes Morro