Podemos cree que la acusación de su presunta financión ilegal se quedará "en nada"