Pierden sus ahorros por comprar una "casa fantasma"