Iniciativa Internacionalista no condena la violencia de ETA