Cita sin cámaras Violeta y Pedro (parte 3): no faltó el momento romántico