Sara Sálamo y César Mateo se cuelan en la cocina de Sergio Fernández