Mª Jiménez Latorre pondría el plato de Montse en su lista de recetas para olvidar