El supermoño gipsy de Cristo Contreras con el que no pasarás desapercibida