Está encantado y no sólo por "su cámara"