Ana suma, y sigue Patri