Pedro llegó a tiempo a su boda