Echenique califica como "una operación bastante turbia" la compra del Banco Santander del Banco Popular